Asbanc se opone a anular el pago de membresía por tarjetas de...

Asbanc se opone a anular el pago de membresía por tarjetas de crédito

GREMIO BANCARIO CALIFICÓ LA PROPUESTA COMO INCONSTITUCIONAL

291
0
Compartir
La tasa promedio de interés anual en el Perú por deudas con tarjeta de crédito es de 45.43 %.

Cesar Ventura Pizarro

El cobro de membresía por tarjetas de crédito es una práctica común en bancos y financieras del país. Según la Asociación de Bancos del Perú (Asbanc), solo el 12 % de estas entidades no cobra este concepto y de entre los que hacen este cobro, solo el 38.24 % obliga a los usuarios a pagarlo.

La regulación de este concepto ya se está discutiendo en la Comisión de Defensa del Consumidor del Congreso de la República, a través de un proyecto de ley. La propuesta —como es obvio— ha sido criticada por el gremio bancario del Perú.

Durante la última reunión parlamentaria para debatir el proyecto de ley, Adrián Revilla, gerente de Asbanc, calificó como “inconstitucional la propuesta de que los clientes con tarjetas de crédito dejen de pagar por membresía sin perder el derecho a usar la tarjeta”. El representante de los bancos adujo que ello “violaría los contratos ya firmados”.

La decisión será sometida a voto en la Comisión en las próximas semanas. De aprobarse, además de permitir a los actuales usuarios dejar de pagar esta comisión, se empezará a separar los contratos de adquisición de tarjetas y de membresía.

Pros y contras

Hasta abril de este año, existen 8.1 millones de usuarios de tarjetas de crédito en el país. Es decir, más de la mitad de la población económicamente activa (16 millones) puede endeudarse por este medio. Además, el 98 % de tarjetas se usan para créditos de consumo, conocidos como compras comerciales. Son los bancos (80 %) y las financieras (20 %) quienes ofrecen este producto.

Se trata de un mercado dinámico que, según datos de Asbanc, ha tenido un promedio de 170 mil activaciones mensuales durante este año. Por ello, una ley que regule el pago de estas comisiones beneficiaría a un gran número de peruanos.

Por otro lado, el pago por membresía, a diferencia de las comisiones comunes, se explica en contraprestación por servicios adicionales, llamados beneficios. Entre ellos están los seguros de viaje, auxilio en caso de accidentes, sistemas de puntos, exclusividad en espacios de aeropuertos, reservas y descuentos en consumos; complementos que se suman de acuerdo a la entidad proveedora.

La posibilidad de dejar sin efecto este cobro también recortaría el total de beneficios adicionales que ofrecen estas empresas; aunque un cliente que no esté haciendo uso de estos adicionales sería indiferente a estos recortes.


¿Cómo funciona la membresía en la región? 

Un informe realizado por Asbanc revela que en los países latinoamericanos esta es una práctica común. Solo Venezuela y Ecuador no permiten a los bancos cobrar por este concepto. Y por otro lado, República Dominicana es la única nación en donde el cobro de esta comisión es definitivo.

En Brasil, Panamá, Nicaragua, Honduras y Guatemala existen entidades que admiten este cobro y también, aquellas que no lo permiten. Los países restantes usan otro sistema para solicitar este tipo de pago. La cifra puede ir desde US$ 10 hasta US$ 400, dependiendo del país y de la empresa. En el Perú, puede llegar a más de S/ 280.

No hay comentarios

Dejar una respuesta